martes, 18 de noviembre de 2008

La lluvia - Η βροχή


i vrohí. El cine nos ha enseñado muchas cosas, amigos. Sin ir más lejos, yo el año pasado aprendí que en el 480 a. de C. Leónidas tiró a un persa negro ensortijado por un bujero en mitad de su ciudad, no sin antes recordarle que eso era Esparta. ¿Que no? Eso pasó. Vaya si pasó. Porque Leónidas era un tío molón y podía desencajar las mandíbulas al gritar. Tan molón era que, cuando Jerjes llegó en su carroza mágica y le pidió con voz distorsionada que depusiera las armas, Leónidas desencajó su ATM y le gritó Μολών λαβέ!, que en griego se pronuncia Molón lavé y significa en viniendo, me las cogéis. Las armas.


Dos mil quinientos años después, entré yo en acción. En agosto de 2008, me acerqué a las Termópilas y, con una valentía que para sí quisieran Leónidas y sus 300 hoplitas (bueno, ellos, los 600 esclavos que llevaban consigo, los 700 tespios, los 400 tebanos y los otros 3.800 griegos que lucharon allí), con un coraje sobrehumano, decía, me jugué la vida intentando cruzar la autovía griega que me separaba del monumento a los espartanos. A punto estuve de morir atropellado por un simpático automovilista heleno, pero todo quedó en un intercambio amistoso de cariñosos gestos manuales. Al menos pude hacerme una foto molona junto al molón lavé de Leónidas. Luego pensé en acercarme al monumento a los tespios, a sólo 100 metros de allí, pero qué coño, que les jodan a los tespios.


El caso es que lo de Leónidas trae cola: en el año 1466 de nuestro señor amén, al cometa Tempel-Tuttle le dio por dejar una estela seminal de objetos sólidos en una región indeterminada del sistema solar. ¿A que no sabéis cómo llamaron a toda esa basura espacial cuando, 542 años después, la atravesé subido a la Tierra? No os lo vais a creer: las Leónidas de 2008. Lo de «la atravesé» es un decir, porque un tal Maslov (un farsante, sin duda) predijo que el 17 de noviembre de 2008 sobre las 0.22 habría un pico de 150 meteoros visibles por hora. Por mucho que subí a casi 3.000 metros, ya cerca del Teide, por aquello de evitar la contaminación lumínica; por mucho que quienes me acompañaban juraron ver dos; por mucho que hasta mi propia cámara captara una leónida en una foto casual que os adjunto abajo; yo no vi absolutamente ningún meteoro. Todos sabemos, y si no lo sabéis ya os lo digo yo, que antes de llover chispea, pero yo no experimenté ni un suave sirimiri… En fin, se os eriza el vello al leer este cúmulo imparable de casualidades, ¿eh?, esta sucesión histórica de conexiones entre Leónidas y yo. Lo sé. A mí también se me eriza, amigos, a mí también. Y no acaba ahí la cosa.


Porque resulta que en abril de 2003 me agencié una caja de bombones en Bruselas, y, oh serendipia de serendipias, ¿sabéis dónde los compré? Qué escalofríos, amigos… ¡En la confitería Leónidas! Impresionante…



P.D.: Por cierto, hace año y medio, el difunto Poeta de Zeneta eligió el Bando de la Huerta murciano para, señalándose el calzado, gritar con voz impostada: Esto es… ¡esparto! ¿Qué habrá sido de él? Con lo majete que era…

11 comentarios:

Agustín dijo...

Ayyy, Ramón, está bien beber de buenas fuentes como Juan Antonio Cebrián.

Tu pose ante Leónidas, más que a él, se parece a un perro de caza señalando la presa.

He tenido que limpiar tres veces mi monitor, creyendo que tu leónida era una mancha.

Impresionante testimonio el del bombón, me dejas de piedra. ;o)

Poeta, requiem in pace. (Corrígeme mi latín).

Vamos pa’ la ínsula.

Paul Spleen dijo...

Requiescat in pace. Siempre has tenido problemas con las lenguas muertas, no es de ahora. Eso, y que eres más de griego…

Aquí os espero, chatos, en mi Barataria particular.

Johnny Ramony dijo...

Acabo de llegar de tu casa y he estado en tu habitación, antiguamente conocida como la "Leonidas"... digooo la "leonera", vaya por dios, yo que quería seguir con el cúmulo de casualidades.
Por cierto, me ha dado miedo todo lo que quieres que te llevemos... vamos a Tenerife o a Siberia??
Bueno, que como diría Agus, estamos "Ridi to go" jeje.

K dijo...

Ramónidas, tú sí que eres molón y a ti sí que te van los cariñosos gestos manuales con los simpáticos conductores helenos (seguro que el otro era de Beniaján, pero bueno...)
Veo que tu oh-culista no se llama Leónidas y no ha sido imbuido del poder de Greyskull, así que no viste ni una termópila en la noche de las catísculas. Lo siento por ti. Si tus adláteres vieron dos, estimo que por lo menos pasaron cuatro tespios a menos de 100 metros y ni os pispásteis.
Si lo de Leónidas trae cola, los que vamos a llegar mañana, más.

OSCAR dijo...

¡Qué buen tipo para un romancero de carnaval! Ya me lo imagino Leonidas el heleno y tres o cuatro por lo menos. O algo asín. Bueno, le he encargado al Johnny que te de un gran abrazo cuando llegue a Tenerife. A ver si la "serendipia" me lleva por allí y te veo eshándole fotitos a las mierdas esas que caen del cielo (por cierto, no nos des coba, la foto la has trucado con Photoshop).
Un abrazo.

Paul Spleen dijo...

Óscar, por supuesto que está retocada, como todas. ;o) Entre tú y yo, una engañifa esto de las leónidas.

Estos sinvergüenzas estarán llegando a Barajas, así que cuando leas esto ya estaremos de pindongueo por la ínsula. Deséanos suerte, que con el equipo de maleantes que hemos juntado, la vamos a necesitar.

Un abrazo.

Poeta de Zeneta dijo...

El poeta no esta muerto
Solo esta de vacaciones
Pero pronto dire..."He vuerto"
Y bajandome tu,los pantalones
Me querras llevar al huerto
Y con una mano en mi verga y otra en mis cojones.
No sabras como salir del entuerto
Pues no saldran los manchurrones
Que por tu ano te ingerto
Mientras mil caras me pones.

A ese secuaz y fiel escudero tuyo
Que agustin tiene por nombre
Le dedicare un gran Zerullo
Del tamaño de un gran hombre
Mientras sus pelotas mascullo
Para que el mundo se asombre
De lo duro que soy...Capullo...
Pues el Poeta de Zeneta es mi nombre.

Lo de Requiescat en Pace
No lo niego ni lo discuto
Pues compre en Astrapace
Un gigante y rojo Macuto
Donde en su cuna renace
Un monstruo cruel y muy puto
Que los escrotos muerde y deshace
Mientras hace pompas el muy bruto!!

¡¡¡¡Cave Poeta's Canem!!!!

Anónimo dijo...

Para mí que tu pose es más la de estar a punto de darle una guantá a un crío... Menudo padre vas a ser.

Un abrazo

a

juanpaulus dijo...

¿De dónde salen los billetes para tantos viajes? No me gustaría dar el soplo pero si no abona la pequeña cantidad de 2 millones de euros voy a proceder a embargarle los bienes, junto a su familia.

Queda advertido.

Es Justicia que pido en El Infierno a 22 de Noviembre de 2008.

Paul Spleen dijo...

@Poeta de Zeneta
Veo que la ira es muy poderosa en ti, Poetardo.
¿Y qué rima con poetardo?
Quizás verga, quizás nardo,
mas tú, paupérrimo bardo,
me pareces, si no un cardo,
un grandísimo bastardo.


@A
Ya sabes que, a veces, la única solución es la violencia.

@juanpaulus
Bienvenido, caballero. De momento, a mi mecenas lo llamo Ludovico, aunque él insiste en ser llamado CajaDuero. Por cierto que, al ritmo que va la justicia en el Infierno, la suya es una causa perdida ab initio.

Agustín dijo...

Amigo, henos (de pravia) en (la) casa.

Muy bien viaje, sí señor. Ahora sólo queda recuperarnos del jet lag.