lunes, 20 de julio de 2009

La luna - القمر


AVISO
          Si no te crees que el Apolo XI llegara a la Luna en el 69 (con perdón), si crees que las comunicaciones se cortaron durante 97 segundos porque vieron platillos volantes, si crees que todo fue rodado por Stanley Kubrick y las fotos están trucadas, haz el favor de salir de aquí ahora mismo. Eres feo, y una deshonra para tu especie.

al-qamar. La carrera espacial comenzó el 12 de abril de 1961, cuando Yuri Gagarin se convirtió en el primer hombre que orbitaba la Tierra, es decir, el primer hombre que salía físicamente de nuestro planeta, miraba hacia atrás y veía una gigantesca bola azul y blanca.


Siete años después, el 21 de diciembre de 1968, el Apolo VIII fue la primera nave tripulada que orbitó la Luna: fueron los primeros seres humanos que vieron la Tierra desde lejos, como un astro más; y los primeros en ver la cara oculta de la Luna. Uno de ellos fue Jim Lovell, el astronauta que, años más tarde, comandaría el malhadado Apolo XIII.


¿Habéis oído alguna vez la comunicación entre Houston y el módulo lunar del Apolo XI mientras descendía? Armstrong pilotaba en modo manual, porque se había roto el piloto automático, y siempre me ha impresionado la calma de Aldrin enunciándole las lecturas de velocidad y altitud, mientras desde la Tierra les decían cuánto tiempo les quedaba de combustible. 60 segundos primero. Luego 30 segundos, y ellos como si nada. Normal que en Houston se les estuvieran poniendo las caras azules: Houston, Tranquility Base here. The Eagle has landed. Roger, Twank--Tranquility, we copy you on the ground. You got a bunch of guys about to turn blue. We're breathing again. Thanks a lot! El 21 de julio de 1969, mientras yo estaba aún en arroz y habichuelas, Neil Armstrong dio su pequeño paso sobre la superficie de la Luna. Edwin Buzz Aldrin, cuando bajó detrás de él, dijo por radio al centro de control de Houston: Pues para Neil habrá sido un pequeño paso, pero yo he tenido que pegar un buen salto desde la escalerilla. ¿A ver? Precioso. Una desolación magnífica… El paseo duró dos horas y media. Armstrong dijo que era mucho más fácil moverse en la Luna que en las simulaciones, pero tardaron en descubrir que la forma más cómoda de moverse era a grandes saltos, a zancadas. Tomaron fotos, recogieron 21 kg de rocas lunares y entraron de nuevo en el módulo lunar. Antes de quitarse el traje, rompieron sin querer el interruptor del motor de ascenso, pero Aldrin logró hacer un apaño con un rotulador. Después, durmieron siete horas a pierna suelta, posados en la Luna. Cuando despertaron, encendieron el motor y despegaron hacia la órbita lunar, hacia el módulo de mando, donde les esperaba el tercer miembro de la misión, el verdadero héroe: Michael Collins.


Porque no me digáis que no tiene mérito embarcarse en esta misión sabiendo que nunca vas a pisar la superficie lunar a pesar de estar tan cerca; siendo consciente de que tú vas a tener que quedarte en el módulo de mando, dando vueltas alrededor de la Luna, esperando a que tus dos compañeros vuelvan y te cuenten lo que se siente al caminar por un mundo nuevo. Y la frustración. Y la soledad, la soledad más absoluta que ha sentido nunca nadie desde Adán antes de Eva: Michael Collins pasó varias horas absolutamente solo en el espacio, completamente incomunicado cuando pasaba por la cara oculta de la Luna. Cuando Armstrong y Aldrin regresaban en el módulo lunar, Collins hizo una foto que ejemplifica perfectamente esta soledad: una foto en la que aparece toda la Humanidad menos él.


Diez hombres más pisaron la Luna en los tres años siguientes. El último fue Eugene Cernan, con el Apolo XVII, el 14 de diciembre de 1972. Hace exactamente 36 años, 7 meses y 6 días que no pisamos la Luna.



P.D.: No puedo hablar de la Luna sin recordar un monólogo del humorista Eddie Izzard. Lo he encontrado y me he molestado en subtitularlo deprisa y corriendo, sin darme cuenta de que el logotipo tapa algunas palabras y no ha quedado muy bien. En fin, digamos que he hecho cosas mejores. Siempre podéis verlo directamente en YouTube… ;o)


P.P.D.: Por cierto, todas las fotos de esta entrada están sacadas de The Big Picture.

14 comentarios:

Paloma dijo...

¡Pri!

Pues si tú, el eterno incrédulo (cortes de digestión, horóscopos, etc.) crees que se llegó a la luna, será que así fue.
Yo no considero nada verdad del todo hasta que no sale en tu blog o en la Cuore.
Atte.

David dijo...

Pensé que el colofón a la entrada sería la canción de REM con sus correspondientes subtítulos. Ya tú sabes.

Paul Spleen dijo...

@Pálom — Mi blog y la Cuore… Se me ocurren pocas fuentes de información tan necesarias para la vida moderna. ;o) Pues sí, no llegó una sino doce veces, aunque todavía habrá quien diga que la luna es un queso (ahumado) que cuelga del cielo. Tengo una palabra para ti: ¡piragua!

@Barbacas — Oh, qué fallo, habría sido una guinda genial: ¡Si tú te crees el hombre en la Luna, el hombre en la Lunaeaeaeh! Otra palabra para ti: ¡kayak! ¿Has hablado con tu primoeoeoeoeh?

Agustín dijo...

“Me ha agradado molt tu post sobre la lluna, la lluna de Valençia. Vols felitarte”. Con mi acento valenciano, claro. ;o)

Ahora en serio, o no. El otro día estaba con dos licenciados que me preguntaban muy serios si realmente me creía que llegamos a la Luna en 1969. :-O

Anónimo dijo...

Genial que hayas rescatado al bueno de Eddie Izzard para esta ocasión... Dress to kill es fenomenal.

Por cierto, el 40 aniversario ha coincidido con la muerte de Walter Cronkite, que fue el "anchorman" que retransmitió la llegada a la Luna para la CBS y un histórico de la televisión de su época (he leído que en Suecia y algún otro país a los presentadores de programas de noticias se les llama "Cronkites"). Si ves las imágines, el tipo se queda sin palabras más allá de "oh boy", y su compañero añade un bastante insustancial "this is really something". Es lo que tiene la tv en directo, y seguro que no fue por falta de preparación ni de palabras...

También estuve repasando las teorías de la conspiración y los hechos que las desmontan punto por punto. Muy interesante (sobre todo lo burdas que son algunas de las conspiranoias). Por cierto, lo que sí parece que es verdad es que el amigo Neil se equivocó y dijo "this is a small step for man" en vez de "for a man". Por suerte no se lo tuvieron muy en cuenta, pero nadie se tragó lo de que dijo "a" pero la estática tapó sus palabras (su palabra, en este caso).

Bueno, pues ni así nos dan un día de fiesta en este país...

Un abrazo,

A

Anónimo dijo...

* Quería decir, falta de tablas, no de palabras. Por la boca muere el selenita.

A

Paul Spleen dijo...

Michael Collins, en su cuaderno, durante una de las vueltas a la cara oculta de la Luna que duraban 48 minutos: “Mi terror secreto en los últimos seis meses ha sido tener que dejarles en la Luna y regresar a la Tierra solo. Ahora estoy a minutos de conocer el desenlace. Si no consiguen despegar de la superficie, o se estrellan en el intento, no me voy a suicidar, pero regresaré a casa y seré un hombre marcado de por vida”.

Paul Spleen dijo...

@Agus — Te imaginaba pronunciando eso y me estaban entrando unas ganas de darte una paliza… ;o) Así que t'ha agradado, ¿no? Vaya tela de tío. ¿En el 69 o durante, tú qué dirías?

@A — Sí, estuve a punto de poner lo de Cronkite también en el post, pero no vi la manera de que quedara bien. Después del oh, boy… se frotó las manos, como si estuviera contento de estar vivo ese día. En Wikipedia (Neil Armstrong) pone que han hecho estudios de sonido y parece ser que sí la pronunció. ¿Paparruchas? Posiblemente. ;o)

Agustín dijo...

Mi hermana nació con el maravilloso 69. También coincidió que nació en enero del año en que el hombre llegó a la Luna.

AAA (más A que nunca!) dijo...

Como dicen por aquí, "checa" este video:

http://www.tmz.com/videos?mediaKey=2612cae5-afbe-4d7d-81e9-dda14ff637ed&isShareURL=true

Como ves, a veces da igual ser el primero que el décimo...

Un abrazo

Elisa dijo...

¡Ey! Me ha encantado tu post.
Gracias por publicar estas pequeñas joyas.
Un abrazo.

Anónimo dijo...

Acabo de volver del Air and Space Museum de Washington DC y al transcribir la cita de Armstrong ponen el "a" entre corchetes. Parece ser que la cuestión no está clara!

Nuevo post, pronto!

[A]

Mario dijo...

Hola chicos, os quiero.

Chexpirit dijo...

El hombre nunca ha llegado a la Luna. No, no. ¿Cómo puedes estar tan seguro de que el hombre llegó a la luna? Hay que ver, te crees todo lo que dicen por la tele.
Eso es más falso que el secuestro de Falete. Lo que sí que es cierto es lo de que en los chinos te comes a los chinos muertos, que lo he visto yo. ¿Has visto alguna vez a un chino enterrado en Murcia? ¿Sí? pues ese estaría enfermo y no podríamos comérnoslo.

Este comentario hay que leerlo con la voz de El bonico del tó.

http://www.youtube.com/watch?v=d60y-7kke58